Principal
Catálogo Formación
ISO 45001
EMPRESA-SALUDABLE
ISBL
ad
ad
ad
diseño web en sevilla

Sobre el autor

Prevencionar.com

Tu medio de información de referencia para noticias, recursos útiles, formación y referencias prácticas sobre prevención de riesgos laborales, seguridad y salud laboral.

14 Comentarios

  1. 1

    iagoi

    Pues si, me temo que está muy bien explicado. Llevo ocho años como técnico de servicio de prevención ajeno y me he visto bien reflejado en el artículo, como suelo decir mi trabajo vale para que no sancionen a la gente, no para prevenir accidentes.

  2. 3

    joan fmm

    De acuerdo con todo,sobretodo porquè estoy totalmente en desacuerdo y asi lo demuestra la realidad,un profesor PRL tiene que ser un ingeniero/arquitecto que haya trabajado o este trabajando en sus funciones propias,porquè un profesor PRL de “letras” nunca sabrà lo que sucede realmente en la industria o en la obra,y nunca sabrà los riesgos específicos
    que existen y sus consecuentes accidentes,ni las medidas iniciales y posteriores para evitarlos.
    Joan Francesc(678997137)
    -Imgeniero/Técnico PRL/Auditor-

    1. 3.1

      elenarojo2

      Por qué tiene que ser un ingeniero? Acaso no valen otras profesiones? Tengo compañeros que son abogados de titulación ejerciendo como técnicos de prevención, y te puedo decir que son excepcionales profesionales. De acuerdo con que un profesor debe tener experiencia en aquello que imparte. Pero dejémonos de que los profesionales prevencionistas deben ser ingenieros.

  3. 4

    Jordi Ballesta Castro

    De todas maneras, la percepción desde un SPP respecto al SPA puede ser inversa. En ocasiones el standard de calidad de las actuaciones que se esperaba de un SPA al que le tengas contratada alguna disciplina, deja un poco que desear. No digo que sea por la profesionalidad de los técnicos, sino que en muchos casos obedece a la carga de trabajo.
    Con la concentración del sector que se preveé en los próximos meses, supongo que irá a peor.

  4. 5

    olaia

    Gran parte de tus líneas son ciertas. Es importante tener presente la pasión por nuestro trabajo y la importancia que tiene ir más allá de lo meramente administrativo.

  5. 6

    nicoleitor7

    Llevo 9 años como técnico de Prevención de Riesgos Laborales en empresas del sector de la construcción naval. La labor nuestra no está reconocida ni promocionada. Somos meros parapetos en los que el empresario se escuda para que no sea sancionado.

  6. 7

    carmelomoreno@telefonica.net

    Totalmente de acuerdo. Faltaría comentar la responsabilidad penal de los técnicos que trabajan para un SPA, que deben realizar un trabajo muy pobre por las circunstancias expuestas, responsabilidad penal que el propio SPA no tiene como mucho sanción administrativa, y que el empresario que contrata también puede eludir cargando las culpas de un accidente al técnico del SPA. Entiendo que la labor de un SPA y el trabajo realizado por un técnico de SPA, no mejorará hasta que cambien la ley y dejen de equiparar un SPA con un SPP o un trabajador designado, por lo menos asignando tiempos de dedicación que se ajusten a la realidad y costes realistas. Evidentemente, si das a elegir a una empresa entre costearse un trabajador propio con “el tiempo necesario para realizar su labor como técnico de prevención” o poder contratar un SPA por un precio de 200 Euros al año, con la misma validez legal y donde legalmente no hay indicados tiempos de dedicación mínimos…….yo lo tendría claro.
    Un saludo de un técnico de SPA con 16 años a las espaldas.

  7. 8

    djdgtf

    Buenos días;

    Llevo quince años como técnico de prevención. He trabajado tanto en spp como en spa. Estoy de acuerdo en algunas cosas y difiero en muchas otras. Me explico: Las tareas están descritas perfectamente tanto en SPA como en SPP. Si bien es cierto la formación e información también incluye al empresario. No se olviden que también tiene que aprender y cambiar el concepto de la prevención. Por supuesto somos un “quita multas” ¿qué tiene de malo? pero para que no hayan multas en la mayoría de los casos no tienen que haber accidentes ni enfermedades profesionales (se les olvidó). La inspección de trabajo en muy pocas ocasiones actúa de oficio. No tienen personal suficiente tampoco, a ver si nos vamos a pensar que los únicos que tenemos cantidades ingentes de trabajo somos los técnicos. En el mismo orden de cosas en los spp en los cuales llevo trabajando mucho, doce de los quince años para ser exactos, quién hace que se valore el trabajo es el propio técnico y la calidad de lo que hace. En muy pocas ocasiones hemos, en el spp, subcontratado trabajos y cuando lo hemos hecho o es una medición muy específica o si hemos subcontratado alguna evaluación el resultado ha sido muy… pero que muy malo.
    Por otro otro lado aunque relacionado, no creo que haya que ser ingeniero o arquitecto para ser técnico de prevención, dejemos de ser tan simplistas. Desde hace mucho tiempo creo que el error está en que debería haber un grado de prl donde se aprenda de todos los sectores. Aún así, hay gente muy buena trabajando en este campo independientemente de su formación de base, los menos, y gente muy mala pero porque hay un problema generalizado en la sociedad de pasotismo. Si algo he aprendido es que hay que estar en continua formación y esta profesión me lo permite. Lo que no puede ser es que vayas a una obra siendo licenciado en derecho y no hayas estudiado absolutamente nada de prevención en obra o preguntado al que más sabe. Por el contrario podríamos poner a un ingeniero/arquitecto a evaluar un puesto de enfermero o de médico de… por ponerte medicina interna o no sé evaluando la quimioterapia hipertérmica peritoneal. Ya te digo, hay que formarse continuamente.
    Por último, que ya me he extendido demasiado, el Sr. mañero pérez no ha tenido la suerte de caer en el mejor de los servicios de prevención, en mi opinión, pero aún así, insisto que depende mucho de la profesionalidad y calidad del trabajo que realice cada uno.

    Un saludo

    1. 8.1

      elenarojo2

      Absolutamente de acuerdo con todos y cada uno de tus comentarios. Tengo también experiencia en los SPA y SPP, y no hay color. Absolutamente de acuerdo en que los técnicos hacemos mucho más (o ese es el espíritu desde mi punto de vista) que elaborar documentación, aunque también es importante.
      Creo que nuestra labor siempre es la de concienciación, de arriba hacia abajo, con todo lo que ello conlleva. Es sumamente importante la implicación de la organización en la gestión de la prevención, y eso lo consigues a base de “machacar” y “machacar”.
      De cualquier forma, una profesión apasionante.

  8. 9

    Elvira

    Buenos días, comparto algunas afirmaciones y discrepo en otras. Poseo experiencia como técnica en PRL tanto en SPA como en SPP, y son mundos totalmente diferentes.
    Puedo estar de acuerdo con algunas afirmaciones de tu experiencia como “prácticas” en el SPA, con las limitaciones que conlleva estar en prácticas. Los técnicos de prevención de un SPA tienen una carga de trabajo no ajustada a lo que puede abarcar un técnico para realizar su trabajo con calidad.
    Estoy bastante en desacuerdo con respecto a lo que comentas de los técnicos de SPP, obviamente habrá de todo, pero hablamos de empresas de más de 500 trabajadores, donde puede que no sea el objetivo prioritario de la compañía, pero si “hacemos” ver el valor añadido de la inversión en la dirección de las empresas, suelen dotarnos de recursos para hacer realidad el valor añadido que aportamos a la compañía.

    Espero que tu corta experiencia como técnico de PRL no “lastre” el entusiasmo de alguien que empieza en este mundo apasionante de la PRL.

  9. 10

    Lucia Risueño

    Amigo José María, gracias por plasmar la realidad en este escrito.
    Me gustaría aportar varias reflexiones (y algún consejo) al respecto:
    – La primera, decirte algo que, por lo que dices, parece que aún nadie te ha comentado: La PRL no la hacemos los técnicos, la hacen los empresarios y los trabajadores. Nosotros sólo podemos orientarles, aconsejarles y ayudarles con los documentos que comentas, y la cosmovisión que (supuestamente) adquirimos con nuestra formación académica, pero la PRL la deberán hacer ellos, o no se hará. De lo poco que debemos hacer nosotros realmente (como es la evaluación de riesgos), necesitamos embebernos de toda la información que puedan proporcionarnos, si no, la haremos mal. Por tanto, te propongo que como técnico siempre te mantengas en un segundo plano, mostrando siempre tu disposición de ayuda y servicio al resto de la empresa.
    – En cuanto a la cuestión que planteas de la experiencia de los profesionales de la formación universitaria, y lo que comenta posteriormente Joan Fmm, diría que, para enseñar, hacen falta dos cosas: tener los conocimientos y saber trasmitirlos. De poco sirve, amigo Joan, un excelente ingeniero, que sepa mucho pero que no tenga ni idea de Pedagogía, como tampoco un pedagogo, que no sepa de PRL. Será necesario una persona que aúne ambos perfiles, y experiencias. En cuento al ámbito universitario, los profesores son investigadores que se ven obligados a dar clases, por tanto, lo de la Pedagogía, también puede ser relativa en dicho ámbito, y si tampoco disponen de buenos conocimientos,,, apaga y vámonos…
    – Y en relación a lo que hacemos y no hacemos los técnicos de PRL, como dice Djdgtf, como otros muchos profesionales, nosotros decidimos nuestros hechos y actitudes. Así, aunque otros (y me da igual quienes sean) hagan por desviarnos de nuestro camino, para acercarnos a sus intereses, nosotros debemos saber cuál es nuestro papel y mantenernos firmes en él. Recuerdo decirle a una jefa “soy técnico de prevención, no técnico del paripé” (y no me despidió por ello), o eliminar los accidentes de baja de mi demarcación en 6 meses, cuando alguna compañera llevaba alguna década sin conseguirlo, simplemente, explicando qué es la PRL y transmitiendo mi labor de servicio a los mandos intermedios de la zona, en vez de exigirles que hicieran cosas. como hacía ella.
    Mucho por hablar, pero no quiero extenderme más. Sólo puedo desearte, José María, que ya que has visto rápidamente la cantidad de errores que se están cometiendo en esta profesión, empujes hacia el cambio que todos estamos necesitando.
    Un saludo!

  10. 11

    paloma_fer

    Siento discrepar de la primera parte del artículo. Todo depende de como hayas hecho el máster; a distancia, semipresencial, presencial. Yo te aseguro que todos mis profesores tenían muy claro que hacía un técnico de prevención, fundamentalmente porque lo hice con el IRSST, y algunos de ellos habían sido monaguillos…Antes que frailes…Es decir, venían de una larga experiencia en obras y en otras muchas actividades haciendo seguridad. Luego fueron técnicos. Todo depende de donde hagas el máster.

  11. 12

    yanou

    No estoy de acuerdo. Para nada. Tú estás hablando de tu experiencia (te aconsejo que elimines el nombre de la empresa en la que realizas las prácticas, porque les estás dejando en mal lugar y a lo mejor se enfadan, consejito de Niño Jesús) pero las mías han sido muy diferentes.

    Como técnico de SPA he llegado a tener muchas empresas (370, repartidas en una provincia entera y de tamaños muy diversos) pero a lo que tú llamas imposible, yo lo llamo difícil. Se trata de, siempre que sea posible, tener un aliado en la empresa que te lleve en las visitas por el buen camino; que te explique los cambios, que lleve un control de los nuevos trabajadores, etc. Y si en una empresa te tienes que pasar el día, te pasas el día, y ya mañana te colocas empresas pequeñitas de esas que ya tienes confianza y que has visitado un montón de veces y que sabes que en una horita o menos las tienes apañás. Y ya está. Se puede hacer, y cuando tengas más experiencia, el entrenamiento te va a hacer ir a la velocidad del rayo. Esto y una buena base de datos en la que, cada año, puedas registrar y consultar el historial de la empresa con apuntes de cada visita, cosas a recordar de una vez a la siguiente, etc. Cuando evoluciones como técnico y tengas tu librillo de maestrillo, no lo verás tan mal. Por favor, no te dejes llevar por el pesimismo que reina en nuestro sector, porque te podrías convertir en un técnico de esos que no aman su trabajo y al final se vuelven mediocres.

    Los empresarios te ven como un quitamultas, sí, por eso cada día antes de empezar la jornada tienes que preguntarte qué puedes hacer para que no te vean como tal, y más importante todavía, qué puedes estar haciendo que pueda perpetuar esa conducta. ¡Cuántas veces somos nosotros los que alentamos al empresario en su afán de desprestigiarnos, con nuestro propio desánimo!

    En cuanto a los SPP, también he trabajado en alguno, he colaborado como técnico de SPA en otros, y te juro que de testimonial nada de nada. Las empresas en las que he estado invertían en prevención, me daban todo su apoyo y yo brindo por todos y cada uno de ellos (igual es suerte, ojo, es posible)

    En cuanto a la tarea comercial, ya es mérito propio mío de mí misma, jeje 😉 Yo empecé como comercial mi vida laboral, y ahora veo que es un acierto (cuando se conectan los puntos, como decía el malogrado Steve Jobs). Mi consejo para todo el mundo es que en ese campo hay que ponerse las pilas. Todo aquel que esté trabajando para una empresa tiene que estar orientado al cliente y, en cierta forma, a las ventas. Es el futuro. Y cada vez se exigirá más. Aconsejo a quien quiera hacer un curso de formación que piense en el márketing o las ventas como opción. Tendremos que tener argumentario, conocimiento del producto, conocer las técnicas de negociación, de resolución de conflictos…etc.

    Por favor, José Mañero, ahora que estás empezando, no te dejes llevar por todos los que te dirán cosas malas de nosotros, endereza este árbol mientras nace porque te aseguro que vas a formar parte de una profesión que amarás, siempre que tú estés dispuesto a hacer lo necesario para amarla, como todas las cosas de este mundo.

Deja un Comentario